martes, 11 de junio de 2013

Las trampas de Jaime Guzmán y el confort de la Concertación

Las trampas de Jaime Guzmán y el confort de la Concertación - El Mostrador

En una cancha arreglada y en esto se equivocó Jaime Guzmán, los adversarios no son el equipo que se presta para la hipocresía de jugar el juego falso, sino que los adversarios pasan a ser los espectadores, ya que son a quienes premeditadamente se les ha engañado  y como dice el refrán: “No hay mal que dure cien años ni tonto que lo soporte “, estos por el momento toman conciencia de ello y se manifiestan en movilizaciones ciudadanas cada vez más crecientes, en las calles, universidades, liceos, ciudades de sur y norte, los hogares de la inmensa mayoría de familias chilenas, movimientos étnicos, etc., etc., ya que en el fondo los mismos han tomado conciencia que sus demandas no tienen cauce institucional legítimo y es lo que explicaría la magnitud de los abusos a los que han sido y siguen siendo sometidos. Cuando se pierde la legitimidad al saber que la cancha está arreglada, los espectadores lo hacen extensivo a los equipos que participan del juego y a los jugadores que hasta ahora se prestaban para la hipocresía, por esta razón el problema se está volviendo un duro dolor de cabeza para los líderes de siempre y que desean ser electos como Presidente de la República, senadores y diputados.

No hay comentarios:

Barrapunto

Se ha producido un error en este gadget.

Licencia blog

Safe Creative #0906164028815