lunes, 22 de agosto de 2011

Nadie sabe para quien trabaja

Más de dos meses de paralización y lucha de los estudiantes de las universidades tradicionales, ¿para qué?. Para beneficiar a los bancos y a las universidades privadas, a través de la inyección de recursos en los Créditos con Aval del Estado. Nada de aportes basales ni de algo que se le parezca. ¿Indignante, no? Mientras las universidades del CRUCH han tenido que arreglárselas y quebrarse la cabeza para ver cómo se continúa con el año, las Universidades privadas que, según un estudio de María Monckeberg, pertenecen casi en su totalidad a la derecha pinochetista más recalcitrante, siguen normalmente con sus actividades, llenando sus arcas, pero ahora con la garantía de que el Estado pagará los intereses de los créditos, y, además, matriculando a los alumnos que han abandonado los planteles tradicionales durante la crisis. ¡Y así dicen los medios que este gobierno es dialogante con el movimiento estudiantil!

Enlaces relacionados:

Cómo lucran las universidades que por ley no deben lucrar

Juan Manuel Zolezzi: "Ultimas medidas están apostando al sector privado de la educación"

No hay comentarios:

Barrapunto

Se ha producido un error en este gadget.

Licencia blog

Safe Creative #0906164028815